¡Di adiós a las manchas en tus dientes!

Si ya estás cansado de taparte la boca al reírte, al ser fotografiado o incluso al hablar cerca de otra persona, ha llegado el momento de acabar de una vez por todas con ese complejo: ¡tenemos la solución para que elimines las manchas de tu dentición! ¡En Clínica Dental ODAS te podemos ayudar a despedirte de ellas!

Ya sea por un excesivo consumo de café, té o tabaco, o incluso por la edad, pueden aparecer manchas en las piezas dentales y es un problema mucho más común de lo que puedas creer: supone una de las alteraciones orales más habituales. Además, debes saber que existen de diferentes tipos:

  • Manchas blancas: aparecen como consecuencia de caries o escasez de hierro o calcio.
  • Manchas marrones: unas de las más comunes, fruto del consumo excesivo de café, té o tabaco.
  • Manchas amarillas: erosionan la capa del esmalte de los dientes y encuentran su origen en alimentos ácidos.

Ahora bien: ¿cómo despedirnos de ellas para siempre? Contacta con tu clínica dental en Barcelona, para ayudarte según tus circunstancias y el estado de tu sonrisa. Entre algunas de las soluciones que te proporcionaremos, se encuentran las siguientes:

  • Limpieza bucodental profesional. Recomendamos realizar, como mínimo, una al año. Con ella logramos acabar con la placa bacteriana y el sarro, además de la halitosis y otros tipos de problemas Y sí, también eliminamos las manchas.
  • Blanqueamiento dental. Resulta muy eficaz combinado con una limpieza profesional. El paciente recupera el color original de su dentición, sin necesidad de alterar su estructura y sin ningún tipo de dolor.
  • Carillas de porcelana o composite. Si tienes manchas más complicadas de eliminar e incluso imperfecciones como roturas, son la mejor opción. El resultado es natural, ¡y presumirás de sonrisa!

Recuerda que el mejor tratamiento es siempre la prevención. Dedica cada día el tiempo suficiente a tu higiene oral, cepilla tus dientes tras cada comida, complementando la acción con seda dental, cepillos interdentales y colutorio. Asimismo, vigila bien los alimentos que ingieres, tratando de no abusar de aquellos que puedan teñir tu sonrisa, y visítanos regularmente. ¡Estarás en buenas manos!